¡DON PEDRITO EN GALICIA CON ÁNGELES Y JAVIER!

Desde las preciosas tierras Asturianas llegó Don Pedrito a Galicia, pero llegó  muy agotado de tantas emociones vividas; así que, Ángeles y Javier lo dejaron descansar para que recuperarse fuerzas. Un montón de aventuras le estaban esperando y necesitaba recuperar toda su energía.

Una vez descansados nos fuimos a conocer la Fábrica de Sargadelos.

Angeles y Javier, nos cuentan que más de 200 años de historia, tradición, diseño e innovación se fusionan en esta porcelana hecha a mano en Galicia. Tanto le entusiasmaron a Don Pedrito las piezas de cerámicas en tonos azulados (diseño impulsado por el ceramista Isaac Díaz Pardo) que se lleva en su maleta una pieza de recuerdo.

Aprovechando la cercanía llevaron a Don Pedrito a conocer el Museo Galego de arte contemporáneo “Carlos Maside”. Este museo se encuentra en un complejo arquitectónico que acoge además la fabrica de Cerámicas O Castro, un edificio destinado la muestra de cerámica, librería, y una sala de exposición temporales, el más característico ese edificio del museo, formado por módulos hexagonales distribuidos en torno a un módulo central.

 

 

 

Al día siguiente visitaron Sada, precioso pueblo costero de la provincia de La Coruña, situado en las Rías Altas dentro de la Ría de Betanzos. Decidieron comenzar su visita desde la zona que limita con Gandarío para ver el pueblo desde lo alto y luego ir bajando paseando por sus calles llenas de casas de pescadores, olor a mar y buenas tapas. Qué bien se lo pasó Don Pedrito en este maravilloso entorno.

Acabaron tomando un café en “La Terraza”, un precioso edificio del arquitecto Antonio López Hernández ubicado en La Coruña y traído a Sada en 1921 usando varios carros de bueyes.

Don Pedrito alucinó con los juegos de colores de sus vidrieras y las figuras curvilíneas de hierro forjado de su interior. Fue como si se tele-transportara a los locos años 20.

Al siguiente día se fueron a visitar el Castillo de San Anton. Fortaleza del Siglo XVI construida para defender la ciudad de los ataques desde el mar.

Desde ahí se fueron recorriendo la ciudad.

Paseando por el paseo marítimo disfrutamos de la torre de control marítimo conocida como La “H”.

Después se acercaron al obelisco del Milenium, monumento construido para conmemorar el inicio del siglo XXI.

Posteriormente se dirigieron al entorno de la Torre de Hércules. Es una torre y faro de 55 metros de altura y data del siglo I.

La Torre de Hércules es el único faro romano que desde sus orígenes hasta la actualidad ha cumplido con su función primigenia: la de servir de señal marítima e instrumento de navegación para las embarcaciones que en su singladura atraviesan el corredor atlántico.

Mientras paseaban por El Parque de la Torre de Hércules, que es un auténtico museo al aire libre de 47 hectáreas, donde las esculturas se distribuyen en el espacio verde que rodea la torre en un juego de perspectivas muy sugerente, Ángeles y Javier le contaron a Don Pedrito las leyendas relacionadas al origen de la torre. Una de ellas es la del gigante Gerión.

La leyenda dice que «hubo un gigante llamado Gerión, rey de Brigantium, que obligaba a sus súbditos a entregarle la mitad de sus bienes, incluyendo sus hijos. Un día los súbditos decidieron pedir ayuda a Hércules, que retó a Gerión en una gran pelea. Hércules derrotó a Gerión, lo enterró y levantó un túmulo que coronó con una gran antorcha.

Han sido unos días inolvidable en La Coruña para Don Pedrito en la compañía de sus nuevos amigos.

Don Pedrito y todo el “cole” quiere agradecerle a Ángeles y a Javier su hospitalidad y cariño recibido. Gracias también por compartir y mostrarnos a todos y todas vuestra maravillosa ciudad.

¡Un fuerte abrazo!.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *